Valle de Uco, Lunes 26 de Junio 2017
Tunuyán
Cloudy
6°C
 
Tupungato
Cubierto
4°C
 
San Carlos
Cubierto
6°C
 
/ Inicio / Asamblea por La Remonta pide al Gobierno que desista del proyecto de vender las tierras

Asamblea por La Remonta pide al Gobierno que desista del proyecto de vender las tierras

De no obtener respuesta en los próximos días, se iniciará una acción de lucha, en oposición al proyecto oficial.

Una nueva asamblea de vecinos autoconvocados por la venta de tierras en La Remonta se realizó ayer en la escuela de Campo Los Andes. Además de los vecinos, estuvo presente Alejandro Gennari, el funcionario del Gobierno que lleva adelante el proyecto que incluye venta de parcelas y desarrollo de infraestructura. Gennari llegó acompañado de los legisladores radicales Eduardo Giner, Marcelo Osorio y Emiliano Campos, y de los concejales radicales de Tunuyán y San Carlos. Como contraparte, acompañando el reclamo de los vecinos, estuvieron legisladores de otros partidos: Héctor Fresina (FIT), Patricia Fadel, Leonardo Giacomelli y Daniel Rueda (PJ), Lucas Ilardo y Omar Parisi (FPV). También hubo concejales de San Carlos y Tunuyán, y el jefe de Gabinete municipal, Julio Villafañe.

En el comienzo, Gennari informó del proyecto que se impulsa desde el gobierno, con la venta de parcelas que contemplaría condiciones diferenciadas para grupos de productores locales, el desarrollo de infraestructura con financiamiento internacional (que debe ser cancelado por los inversores privados) y la evaluación de la situación de cada familia que actualmente vive en la zona.

Después de la información oficial, los vecinos comenzaron a exponer sus opiniones. En todos los casos se cuestionó que el Gobierno avance en un proyecto sobre tierras del Estado sin consultar a la comunidad. En varias oportunidades se puso en duda las afirmaciones de Gennari en relación a, si todo lo que se está prometiendo, será cumplido. Los vecinos, en primera instancia, plantearon las situaciones particulares, familias que desde hace varias décadas y generaciones viven en el lugar, y que se enfrentan, sobre todo, a un momento de incertidumbre, sin saber a ciencia cierta donde irán a parar. Aún cuando el funcionario, junto a algunos de los legisladores radicales, comprometieron la asistencia a cada familia, los lugareños pusieron en duda su futuro.

Pero el reclamo vecinal fue mucho más profundo y extenso. Fabiana Villafañe, una reconocida referente de Vecinos Autoconvocados en contra de las explotaciones mineras en Valle de Uco, cuestionó varios puntos del borrador del proyecto. Primeramente, mencionó las dificultades que se tuvo para conseguir el proyecto para analizarlo (ya que no está a disposición pública), y luego detalló varios puntos, entre ellos, la venta de tierras a extranjeros en zonas limítrofes, y la cantidad de agua que proveen los arroyos de la zona (que no alcanzaría para desarrollar los proyectos productivos planteados y la provisión de agua actual a las zonas de La Consulta, Campo Los Andes y Vista Flores).

La reunión se desarrolló sin dificultades, aunque hubo momentos de mayor o menor tensión. Hubo varios expositores, tanto desde el oficialismo departamental (además de Gennari habló Emiliano Campos, Marcelo Osorio, Paulo Gonzalez y Marcelo Barceló), como desde la Asamblea (además de los vecinos, expusieron algunos legisladores provinciales y departamentales, y referentes de algunas organizaciones vecinales, como la Unión Vecinal La Consulta y la organización de productores Crece desde el Pie).

Después del debate, la decisión de los vecinos fue unánime: la oposición a la venta de tierras en La Remonta, pidiendo al Gobierno que se deseche el proyecto actual. Los vecinos piden que se trabaje en un nuevo proyecto, con participación de todos los sectores de la comunidad. La Asamblea decidió esperar una semana para obtener una respuesta satisfactoria, de lo contrario se iniciará un plan de lucha.

Síntesis del proyecto del gobierno y de lo expuesto por Alejandro Gennari

  • Venta de aproximadamente 3.700 hectáreas en la zona de La Remonta (actualmente esas tierras pertenecen al Estado Nacional).
  • Desarrollo de obras de infraestructura a través de créditos internacionales que serían devueltos por los inversores privados: obras de caminos, eléctricas, de administración del agua y de conectividad.
  • Venta diferenciada para inversores locales, nacionales e internacionales.
  • Parcelas de 50 hectáreas a un valor de entre 15 y 30 mil dólares la hectárea.
  • Mejoramiento del aras para crianza de mulares.
  • Evaluación de la situación de las familias que viven en el lugar, ofreciendo soluciones diferenciadas.
  • Desarrollo de proyectos vitivinícolas en las parcelas productivas.
  • Optimización del uso del agua.

Síntesis de los puntos cuestionados por la Asamblea

Se cuestiona:

  • Que el proyecto no se haya hecho público, sino hasta el momento en que se pretende iniciarlo
  • Que no se haya convocado a la comunidad para desarrollarlo.
  • Que no se haya consultado a los Municipios, que desde hace años desarrollan proyectos de Ordenamiento territorial.
  • Que no se tenga en cuenta la idiosincracia de la población, sus valores culturales y sus ideas de desarrollo local.
  • Que se pretenda desarrollar la industria vitivinícola, cuando la población necesita producción de alimentos.
  • Que no se tenga en cuenta los proyectos agrícolas que ya se han desarrollado, como la plantación de porotos pallares.
  • Que no se tenga en cuenta la ley de venta de tierras a extranjeros, ya que se trata de una zona limítrofe.
  • Que se pondere la instalación de empresas extranjeras, como fuentes de mano de obra, cuando en la actualidad, las empresas ya instaladas en la región brindan pocos puestos de trabajo, y en general con condiciones bastante irregulares.
  • Que se exalte que las obras de mejoramiento de la zona las pagarán los inversores privados, cuando es el Estado el que debe brindar infraestructura y mejoramiento para las comunidades.

Puntos de preocupación de los vecinos

  • La posibilidad de explotaciones mineras (aunque el Gobierno asegura que no será así).
  • El agua: según el mismo proyecto, la cantidad de metros cúbicos necesarios para proveer de agua a las poblaciones y a los nuevos proyectos productivos, superaría el caudal suministrado por los arroyos. Además, y según explicó un vecino, cuya familia lleva tres generaciones en La Remonta, los arroyos tienen un caudal importante en la época de verano, pero en invierno, el agua apenas alcanza para proveer a los núcleos urbanos que toman esa agua (La Consulta, Vista Flores y Campo Los Andes). También, con respecto al uso del agua, y según la Ley de Aguas vigentes, el recurso hídrico es inherente a la tierra, por lo que los nuevos dueños de las parcelas, serían los dueños del agua.
  • Las crecientes aluvionales tras el desmonte de la zona: actualmente son varias las poblaciones urbanas que sufren crecientes e inundaciones tras las lluvias de verano, debido al desmonte para la implantación de viñedos.
  • La implantación de viñedos, en vista de los excedentes vínicos y la necesidad mundial de producción de alimentos
  • La concentración de la propiedad de la tierra en manos de empresas extranjeras o grandes capitales nacionales, sin posibilidades para los pequeños emprendimientos familiares.

Algunas frases de la Asamblea

  • No queremos que el Valle de Uco se transforme en otra Patagonia, con miles de hectáreas, en manos de los extranjeros (concejal)
  • El proyecto es un borrador, esto todo se puede mejorar y corregir (Gennari)
  • Ya sabemos cuánto trabajo nos dan las empresas extranjeras (en alusión que varias de las empresas asentadas en la región) (vecina)
  • En el Valle de Uco va a haber conflicto social si quieren vender esas tierras (concejal)
  • No queremos más viñas, queremos cuidar el agua y plantar alimentos (vecina)
  • Que los políticos nos cuiden y cuiden los intereses de todos, que para eso los elegimos y les pagamos (vecina)
1 ENVIAR UN COMENTARIO

Envíenos Un Mensaje Aqui

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

1 Comentarios
  • 20 Marzo, 2017

    En referencia a la nota sobre el proyecto de La Remonta en Campo Los Andes quiero comentar que me parece que no reune las minimas garantias para su desarrollo. Si se hubiese hecho un informe previo de impacto ambiental se hubiese demostrado que es inviable. Por el solo hecho que los recursos hidricos no pueden abastecer a 4000 has bajo riego.
    Además, me resulta poco auspicioso que se presente dicha propuesta entre gallos y medias noches y con un olorcillo a que ya estaba cocinado el destino de dichas tierras y vaya uno a saber quien es el que se beneficiará.
    Lo mas sorprendente es que no se hayan propuesto ideas superadoras que modifiquen la matriz productiva de la región. Siempre lo mismo. Agricultura o minería. Cuando los problemas de la vitivinicultura esta a la vista se proponen 4 bodegas para el lugar? Es un despropósito.
    Oportunamente presenté a la Dirección de Turismo del Municipio de San Carlos un proyecto de Desarrollo para el Turismo de las instalaciones del Ejercito donde se contemplaba un destino turístico para las magnificas instalaciones de la Remonta en donde el desarrollo económico contempla fundamentalmente a los pobladores y la posibilidad de transformar la actual matriz productiva dirigiendola a emprendimientos relacionados con el turismo sin que se modifique el estatus de dicha propiedad. O sea que el Estado no pierda la tierra cuando se puede dar en concesión por un determinado numero de años.
    Dicho estudio de investigación está disponible para que los promotores de esa ^idea^ puedan ver que hay una propuesta sustentable, superadora y conveniente para los interesados en desarrollarla.
    Roberto Gonzalez, Arquitecto

    Roberto Gonzalez
    Responder