Valle de Uco, Lunes 24 de Septiembre 2018
Tunuyán
Sunny
19°C
 
Tupungato
Más nubes que claros
16°C
 
San Carlos
Soleado
19°C
 

elecciones-municiples-san-carlos

Por Prof. Rodrigo Hinojosa

San Carlos será el primer departamento, junto con Capital, en definir quién conducirá los destinos durante los próximos años. Cuatro son los candidatos que aspiran a ocupar el sillón de la intendencia más antigua de la provincia, pero a diferencia del resto del territorio provincial, los frentes electorales no se han conformado de la misma forma.

El Frente Para la Victoria, luego de unas reñidas elecciones PASO, logró afianzase atrás de la candidatura de Alicia Carballo como una de las fuerzas políticas en condiciones reales de disputar la intendencia. El Radicalismo, que como fuerza provincial decidió conformar el Frente Cambia Mendoza, en San Carlos prefirió mantener cierta conducta histórica y conformó solo un frente electoral con el Socialismo departamental, en el cual el reconocido abogado Marcelo Romano se erigió como candidato.

El otro aspirante es un antiguo concejal del Partido Demócrata y referente del PRO, José María Abrahan, quien revolucionó el esquema electoral al romper con el actual intendente e ir solo a las elecciones departamentales. Por último, el actual intendente Jorge Andrés Difonso que intentará ir por su tercer mandato y que para eso conformó el Frente departamental Encuentro por San Carlos, el cual, a diferencia del resto de los candidatos, lleva siete listas a concejales.

La suerte está lanzada y este domingo los sancarlinos decidirán en las urnas. Es difícil anticipar algún resultado en cuanto a qué es lo que sucederá pero es sabido que el departamento encuentra en este momento a cuatro fuerzas políticas en condiciones de disputar el poder.

El Frente Encuentro por San Carlos pretende sostenerse en la conformación de varias listas a concejales y sobre todo en la figura de su actual intendente Jorge Difonso, aunque este último paga ahora el costo político de haberse definido anticipadamente atrás de la figura nacional Sergio Massa, quien en las encuestas se ve en una caída estrepitosa en cuanto a intención de voto e imagen positiva. Esta situación en el esquema de alianzas dejaría nuevamente, en el caso de que triunfe Difonso, al departamento aislado nuevamente del concierto nacional y provincial.

Distinta es la situación de los candidatos restantes. Por un lado Alicia Carballo, candidata del FPV, se apoya ya no solo en las figuras provinciales como Adolfo Bermejo o Francisco Pérez, sino además en las figuras de Cristina Kirchner y Daniel Scioli que cuenta con serias posibilidades de ganar las elecciones nacionales. Por otro lado, el candidato radical Marcelo Romano está apuntalado desde la provincia por la fórmula provincial Cornejo-Montero, y el actual candidato del PRO, José María Abrahan, recibe el apoyo explícito del referente nacional Mauricio Macri.

San Carlos el próximo domingo espera definir su futuro, éste se debate entre permanecer aislado o sumarse al concierto del resto de los estados municipales. En este departamento, pese a tener el presupuesto per-cápita más alto de la provincia, se ha logrado escaso desarrollo comparado con departamentos vecinos como Tunuyán y Tupungato donde los números son comparativamente más bajos pero se ha conseguido articular, vía gestión, logros significativos en cuanto a industrialización de la materia prima, turismo y vivienda. Esto se ha debido fundamentalmente a que desde el gobierno municipal se ha priorizado la disputa político partidaria por encima de la gestión, generando que los beneficios de los avances fundamentales de la última década no lleguen como deberían al departamento.

El aislacionismo propuesto, le ha salido bastante caro a los sancarlinos: se han reducido las potencialidades de trabajo para los habitantes ya que las materias primas que se producen son industrializadas en otros puntos de la provincia.  A su vez, el crecimiento turístico del Valle de Uco le ha sido esquivo al departamento. Por dar un ejemplo, Tunuyán ha sido el punto de mayor crecimiento en turismo de la provincia y San Carlos no, cosa que se resolvería de manera sencilla si se articulara como es debido con los demás departamentos de la región. La vivienda ha sido otros de los puntos flojos considerando que, escasamente, en ocho años de gestión no se han construido más de cincuenta casas, algo inaudito en un departamento donde el déficit habitacional supera las cuatro mil viviendas.

Las elecciones se acercan y es en este sentido que el municipio se debate entre permanecer estanco o dar un salto al futuro. Lo cierto es que hoy San Carlos y sus habitantes se debatirán entre optar por propuestas alternativas, integradas a la provincia y la nación, o continuar con este camino de escaso crecimiento y poca articulación e integración. Valdrá saber si los votantes podrán hacerse cargo durante los próximos cuatro años de la decisión que tomen en el cuarto oscuro. Por mi parte celebraré siempre que se nos permita decidir sobre nuestro presente y nuestro futuro. ¡Que viva la Democracia!

 

 

Share This