Valle de Uco, Sábado 15 de Junio 2019
Tunuyán
Cloudy
5°C
 
Tupungato
Cubierto
1°C
 
San Carlos
Cubierto
5°C
 

El indicador de JP Morgan tocó los 837 puntos básicos, cifra máxima de la era Macri, mientras que las acciones hicieron una pausa en la tendencia bajista.

El importante rebote cercano a 3% en los índices de Wall Street salió al rescate de las acciones argentinas, que revierten las caídas iniciales, aunque vuelve a subir el Riesgo País.

En tanto, el dólar exhibió precios en alza en los distintos segmentos del mercado de cambios.

El Riesgo País de JP Morgan, que mide el diferencial de tasa de los bonos del Tesoro de los EEUU con sus pares emergentes, asciende cuatro enteros, a 833 unidades, después de haber sondeado durante la rueda el nivel máximo en la era Macri, de 837 puntos básicos.

La puntuación del índice de riesgo crediticio alcanzó así la puntuación más alta desde los 844 enteros del 15 de octubre de 2014.

El indicador de JP Morgan no cede para Argentina, debido a la debilidad de precios de los títulos públicos, especialmente los nominados en moneda extranjera bajo legislación argentina y vencimiento posterior a 2020.

Como los precios de los bonos en el mercado secundario evolucionan en forma inversa a los rendimientos, las tasas de retorno de algunas especies son extraordinarias: el Bonar 2024 rinde 14,5% anual en dólares, el Bonar 2025 ofrece un 14,9% anual, mientras que el Discount 2033 rinde 14 por ciento.

Desde Research for Traders advierten que “la reducción de los rendimientos de la tasa estadounidense a 10 años, por el flight-to-quality, no se trasladó a una reducción del riesgo argentino”, mientras que persisten “las dudas sobre la capacidad de pago de Argentina en 2020 y la incertidumbre político-económica de cara a las elecciones presidenciales, a los cuales se le suman la reglamentación definitiva de Bienes Personales para este año y de Ganancias”.

El Treasury de los EEUU a 10 años ofrece en el mercado secundario una rentabilidad de 2,779% anual.

El panel Merval avanzó un 0,3%, por encima de los 28.500 puntos, gracias al arrastre ganador de los índices bursátiles en Nueva York, del orden del 3 por ciento. El panel líder se recuperó así de pérdidas iniciales de 3,8% este mediodía.

En medio de la volatilidad de los mercados bursátiles, que llevó a los inversores a abandonar activos de riesgo, las cotizaciones de las acciones y los bonos argentinos sondearon en las últimas horas los precios más bajos del año, apenas superiores a los registrados entre el 30 de agosto y el 4 de septiembre, cuando la escalada del dólar en la Argentina impulsó un violento “sell off”.

“Las últimas ruedas del año no parecen cambiar en mucho –ni tampoco se esperaba- la dinámica de los últimos meses. Esto en base a un escenario local que mucho no suma -ni bueno ni malo, podemos llegar a decir- y un escenario internacional, enfocado en EEUU- que claramente es complicado”, sintetizó Lucas Gardiner, de Portfolio Personal Inversiones.

Los índices de Wall Street se reponen este miércoles del peor diciembre en la historia del centro financiero del mundo, ya que hasta el lunes el Dow Jones de Industriales acumulaba una pérdida en el mes de casi 15%, por debajo del desplome de 14,5% de diciembre de 1931, durante la Gran Depresión, según datos de Bloomberg.

“Basta acá con tener como dato que, tras la caída del lunes, los principales índices norteamericanos de referencia ingresaron en lo que se denomina Bear Market, es decir, acumulan caídas de más 20% por debajo del último máximo”, agregó Gardiner.

El salto del precio del petróleo en torno al 9% da impulso a las acciones de YPF, que en las últimas horas tocaron en Nueva York su valor más bajo desde los USD 12,26 del 14 de mayo de 2013. Ahora el ADR de la petrolera estatal sube casi 5%, a USD 12,90 dólares.

Fuente Infobae

Share This