Se le incendió el auto, los bomberos lo apagaron, pero luego volvió a quemarlo porque se lo iban a secuestrar

incendio-auto-tupungato
Captura de video
WhatsApp
Facebook
Twitter
Imprimir

Ocurrió este jueves cerca del mediodía. El sujeto fue detenido.

Lo que inició como un incendio en un vehículo en Tupungato, que pudo ser sofocado a tiempo sin mayores preocupaciones, terminó en un “relato salvaje” luego de que el dueño del rodado se enojara porque se lo iban a retener, lo rociara con nafta y volviera a prender fuego.

El hecho ocurrió en la esquina de calles Monseñor Fernández y Almirante Brown. Según informó una fuente confiable a El Cuco Digital, hasta el lugar se desplazó un móvil alertado por “un principio de incendio en un vehículo. Cuando llegó el primer móvil al lugar dieron cuenta que se había incendiado el motor del rodado y el hombre (propietario) estaba muy alterado porque decía que lo había sacado del taller”. Seguidamente, cuando los efectivos pidieron directivas a la Oficina Fiscal constataron que el hombre no tenía ni la tarjeta verde ni el seguro del vehículo, por lo que el ayudante fiscal dispuso el secuestro del rodado y su traslado a Comisaría 20º hasta que “Bomberos hiciera la pericia para determinar cómo se produjo el incendio en el motor, por si este hombre quería luego accionar contra el hombre del taller, y después de eso que presentara la documentación pertinente para retirarlo, un simple trámite”.

Sin embargo, cuando los uniformados le comunicaron la medida dispuesta, “el hombre se ofusca pero se va, y cuando los policías estaban viendo como trasladaban al auto, ahí es donde aparece de nuevo con un bidón de nafta, lo rocía y lo prende fuego”.

Como si eso fuera poco, el sujeto, incontrolable, forcejeó con el personal policial presente. Finalmente pudo ser reducido y detenido para su traslado a Comisaría 20º.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

LAS MÁS LEÍDAS

Sigue Leyendo